Nacionales

PNC aclara situación de documentos quemados aparecidos en predio “Changallito” de la capital

De acuerdo con los registros sobre propiedad el predio pertenece a una sociedad particular de una reconocida familia.

Redacción/Foto: PNC

La Policía Nacional Civil (PNC) informó que será la Fiscalía General de la República (FGR) la que determinará, tras un examen pericial, el valor o utilidad para alguna investigación de los documentos y otros materiales -parcialmente quemados- aparecidos en un predio capitalino que la institución dejo de utilizar el año pasado y en el que de manera accidental se suscitó un incendio que provocó daños en vehículos decomisados y otros materiales que la Policía mantenía en el sitio.

“Estamos tratando de verificar si se trata del mismo material, no descartamos que pueda haber alguna intención criminal, pero esto es algo que deberá comprobarse mediante las pruebas técnicas pertinentes” aseguró en rueda de prensa el jefe de la Delegación de San Salvador, subcomisionado Juan Carlos Arévalo, quien agregó que la documentación corresponde a diversas fechas, alguna incluso es del año 2002.

El predio situado sobre la calle a La Cima, al surponiente de la capital, era conocido como “Changallito” en alusión al lote situado en el cantón Changallo del municipio de Ilopango, a donde van a parar los automotores que la PNC incauta, entre otros, al crimen organizado y delincuencia común. Changallito es propiedad de una sociedad particular de una reconocida familia.

Arévalo explicó que desde este jueves (4), bajo la dirección de la FGR la Policía realizó una inspección en el lugar luego de conocerse del hallazgo de documentos que, según las versiones que circularon en las redes sociales, podrían ser evidencias.

“Hay alguna información preliminar al respecto y una de las versiones es que este material podría ser residuos de un incendio que ocurrió accidentalmente el año pasado en este mismo predio, en ese entonces ese material se encontró y se resguardó en una bodega pequeña, ya dañado, entonces estamos tratando de verificar si se trata del mismo material” agregó el vocero policial.

“No descartamos que pueda haber mala intención, alguna intención criminal, pero esto es algo que deberá comprobarse mediante las pruebas técnicas pertinentes” subrayó Arévalo.

Ante las preguntas de la prensa, el jefe de la delegación capitalina detalló que en ese lugar la PNC resguardaba materiales de este tipo y que los agentes responsables del resguardo señalaron que después del incendio (de hace más de un año) recogieron estos documentos y los guardaron en una bodega pequeña la cual con el tiempo quedó oculta con la maleza.

“Por eso estamos verificando en este momento si se trata de estos mismos documentos o son otros”, dijo.

Arévalo aseguró que sobre el valor que estos documentos tienen se pronunciará la FGR porque ellos harán el análisis y revisarán con los números de expedientes que todavía logren distinguirse si tiene algún valor o utilidad para alguna investigación, “estamos hablando de documentos algunos incluso de 2002 hay variedad de fechas”.

“Se hará una revisión uno por uno para determinar a qué caso pertenecen, no podemos descartar mano criminal, o que sean residuos, la prueba técnica y el análisis pericial arrojarán la información exacta” concluyó el jefe policial.

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close